Costes de envío GRATIS desde 140€ // FINANCIAMOS tu compra hasta 12 meses Descartar

Cómo elegir y cuidar bien la flor de Pascua

como-cuidar-flor-de-pascua-gardeneas-01

Todos hemos comprado alguna vez una flor de Pascua y seguro que a muchos de nosotros nos ha pasado que la planta se ha muerto a los tres días de comprarla. Nos culpamos pensando que no estamos hechos para la jardinería o que directamente tenemos mala suerte. Pero lo que no sabemos es que en la mayoría de los casos es tan importante la elección de la planta como el cuidado que le damos. Y por ello desde Gardeneas no solo os vamos a enseñar a cuidar la planta, sino también a elegirla bien.

¿De dónde viene la flor de Pascua?

La flor de Pascua debe su origen a Centroamérica, concretamente a México, donde los frailes franciscanos la cultivaban. La planta tuvo su verdadero apogeo entre los años 1825 y 1829 cuando Joel Roberts Poinsett, el embajador de Estados Unidos en México en aquel entonces, la comenzó a regalar por Navidad a sus amistades ya que es en esta época cuando la planta está más bonita y vistosa.

Más tarde Paul Ecke la popularizó regalándola a las emisoras de televisión para que aparecieran desde el Día de Acción de Gracias hasta Navidad. Fue entonces cuando el uso de la planta se extendió al resto de los países y se convirtió en tradición.

Cómo cuidar la flor de Pascua

¿Cómo elegir la flor de Pascua?

Cuando las flores de Pascua están en buen estado tienen un follaje verde y brácteas de colores llamativos. Si la compramos en invierno no debe tener las hojas caídas ya que es la época clave de la planta.

Otro indicador de que la planta está en buen estado es la altura. Una planta sana debe tener la altura de dos veces y medio el diámetro de su maceta. Fíjate en la humedad de la tierra ya que si está muy mojada puede que las raíces estén podridas.

Busca también algún signo de enfermedad como hojas amarillas, moscas blancas u otros insectos. Evita comprar las flores que estén envueltas en plástico o papel, ya que sus hojas se caerán antes y la planta durará menos tiempo.

Una vez comprada la planta ten cuidado con el transporte, si la temperatura es menos de 10ºC, cúbrela. Al exponer la planta a temperaturas muy bajas nos arriesgamos a que la flor se congele o marchite, por ello cúbrela de alguna manera y quítale el cobertor en cuanto llegues a casa.

Cómo cuidar la flor de Pascua

¿Cómo cuidar la flor de Pascua?

  • Debe recibir al menos 6 horas de luz solar directa al día. No las coloques de manera que las hojas toquen el cristal de la ventana ya que podrían caerse por culpa del frío. Nunca las pongas demasiado cerca de radiadores o salidas de la calefacción, el exceso de calor no es mejor que el exceso de frío.
  • Riégalas cuando la tierra esté seca de manera que quede húmeda, sin llegar a estar mojada ya que las raíces se pudrirán. Tras regarla saca el exceso de agua de la maceta.

 

Cómo habéis visto la flor de Pascua es una de las plantas más fáciles de cuidar y que además proporcionan un cálido ambiente navideño a nuestro hogar. No dudes en hacerte con una (o varias) este año y no pierdas de vista el blog de Gardeneas, después de las fiestas os contaremos cómo cuidar a la planta de manera que nos dure para el año que viene.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies